/, Fotógrafo Restaurantes Comida, Reportaje de Empresa/Un restaurante en Valladolid que apuesta por una buena imagen no sólo en internet

Un restaurante en Valladolid que apuesta por una buena imagen no sólo en internet

Pocos en Valladolid no saben de la existencia de este restaurante o no han probado nunca, las que son sin duda, las mejores crepes de Valladolid. El Restaurante Eh Voila! de Valladolid abrió sus puertas en un nuevo local. Mario, su gerente lo ha vuelto a conseguir; un local excepcional, con una decoración extraordinaria y llena de detalles. Como sus pequeños jardines colgantes, los muelles que sujetan la planta superior, las sillas haciendo un guiño al antiguo local o las mesas dedicadas a familiares y amigos que forman parte de la historia del Eh Voila! o los grandes ventanales, sus paredes con un azulejo colocado en vertical, las lamparas que decoran los altos techos,… y un sin fin de curiosidades y rincones que espero que veas pronto si aún no lo hiciste.

Pincha sobre las imágenes para ampliar

Fotografías para llegar más lejos y a más publico.

Pasando por alto lo que a mi modo de ver es lo más importante de un restaurante: su carta y su equipo, quiero centrarme en otra de las cosas también muy importantes: la comunicación con sus clientes y la forma de llegar a ellos. Es la que sin duda hoy en día, se está convirtiendo en la principal forma de captación y fidelización de clientes: Internet. Saberlo aprovechar es fundamental. Desde ese primer clic en una imagen al hacer una búsqueda de ¿Dónde comer o cenar en Valladolid?, hasta llegar a frase ‘la cuenta, por favor’ estamos rodeados de fotografías.

No diré que yo sea la mejor opción para obtener una buena imagen. Eso, tendrá que decirlo mi cliente. Pero si puedo decir, que ellos apuestan siempre por mejorar, renovar e innovar en lo que a comunicación y diseño se refiere. Que, durante todos estos años con ellos, sigan contando conmigo para seguir en esta trayectoria tan buena para mi es un gustazo. Creo y perdónenme el resto: son los mejores.

Tener buenas imágenes no hace un buen restaurante. Pero lo que está claro, es que, si llegan hasta ese nivel de cuidado, me imagino como cuidan el resto de detalles del restaurante hasta llegar ahí.

Tengo que decir que, el Eh Voila! en su antiguo local tenía su encanto especial, pero que se te olvida completamente, cuando entras por primera vez en el nuevo restaurante en Calle Marqués del Duero, 7 Valladolid. Un amplio restaurante, con bonitas zonas y unos ventanales que dejan pasar la luz como pocos otros restaurantes. ¡Qué fácil es hacer fotos allí!

Toques modernos y toques que nos recuerdan al Eh Volilá de siempre. En el centro, una escalera con acceso a los baños y cocina. ¿Sabías que la cocina tiene vistas a la calle? ¡Y qué vistas! Creo que además del gran espacio, Ana y su equipo está aún más felices por ver la calle, sentir que hay sol, nubes, y ver si llueve,… y eso se debe sentir también en sus platos ya magníficos de por sí.

¡Toca Reportaje en el Restaurante!

En esta ocasión realizamos un amplio trabajo de dos días. La primera parte de la sesión la dedicamos a realizar una serie de imágenes del local sin gente. Para mostrar todo su espléndido potencial. Además de realizar tomas generales, nos centramos en los pequeños detalles como lámparas, decoración, útiles del restaurante.

Una segunda parte con fotografías de clientes degustando platos, siendo atendidos por el personal y por supuesto fotografías al personal del restaurante. Y en una tercera parte, fotografías a los platos del restaurante, con una iluminación natural, elementos de decoración del propio restaurante. Y Voilá! Ahí tenemos la sesión.

Pero, déjate de fotos, ve al restaurante y pide para empezar su increíble Raclette y por supuesto una crepe. Mi preferida la Ranchera y la Genovesa. Pero no te pierdas los Quiches, da igual, pide el que sea. Pero el Pollo Tikka Masala con dados de pollo salteados salsa tikka masala y helado de coco, con arroz basmati y ajonjolí es espectacular. Y si después de este espectáculo tienes sitio toca una crepe dulce, que espero que sí… ahí ya te dejo elegir a ti.

Seguramente no puedas probarlo todo de una vez. Te tocará volver pronto.

Gracias Eh Voilá! en especial a Mario, Ana y Alfonso.

Autor del Post:

Durante siete años trabajé en un estudio de fotografía en el que completé parte de mis conocimientos y asenté algunas bases de lo que hoy soy como fotógrafo. Pero fue en EFTI (Madrid, 2014) donde descubrí una fotografía ligada a la expresión propia como autor, un acercamiento más puro y personal a lo que soy; empezaba a vislumbrar por fin mi propio camino y a plasmar lo que siento con cada imagen que realizo.

Deje su comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.